Archivo de la etiqueta: marca

Las Marcas Turísticas

Cuando hablamos de marca ciudad o marca territorio nos referimos a la construcción de un marco mental positivo creado a base de percepciones y sensaciones. Éste marco no es únicamente para los turistas, sino sobre todo para los ciudadanos del lugar, a ellos tiene que ir dirigida buena parte de la marca.

Aún así, la mayoría de veces cuando se habla de marca ciudad o  territorio, a mucha gente le viene, únicamente, a la mente la marca turística. Y se tiene que reconocer que hay campañas de marca muy buenas e interesantes que dan muchas ganas de visitar…

El objetivo

La marca territorio o de ciudad busca que los ciudadanos se sientan orgullosos de su lugar y que le hagan de embajador. El objetivo es captar inversores, proveedores, nuevos ciudadanos, turistas y ser un punto de referencia, básicamente posicionar el lugar. Para lograrlo se hace mediante una transformación, no únicamente urbana (construyendo), sino  que implementación de políticas públicas que favorezcan el cambio y posicionamiento.

Por su parte, las marcas turísticas tienen como objetivo prioritario captar, atraer a personas que quieran visitar la ciudad o el país. La finalidad básica es captar turistas que vayan a disfrutar el clima, el paisaje, la cultura y la gastronomía, que contemplen la arquitectura… y todo se hace mediante el uso y la explotación de eventos, monumentos,  museos o espacios paisajísticos.

Algunos Ejemplos:

Perú

La idea de Perú en su marca tiene varios objetivos, por un lado dar a conocer el país en ciudades que tienen nombre igual que otras ciudades del país y enseñarles sus costumbres y tradiciones y despertar el orgullo peruano.

 Por otro lado, despertar o reactivar el instinto aventurero y los valores de la sencillez, felicidad y alegría.

Catalunya

En este spot se quiere dar a conocer todo lo que tiene esta maravillosa tierra, tanto los lugares cómo la cultura y que la gente tenga una percepción positiva.

Londres

Aprovechando el impulse de dos grandes eventos que ha tenido éste año cómo son los de unos Juegos Olímpicos y el Jubileo de la Reina, la campaña busca la popularidad para que la gente vaya ahora a conocer todo lo que ha visto en los medios y que disfrute la ciudad.

Lo está desarrollando a partir de una web y con  la imagen de un perro de raza Corgi muy famosos en el país y que se llama Rufus.

Suiza

Ésta campaña con web  y spots ha tenido un importante éxito en redes sociales debido a las aventuras de los simpáticos protagonistas que según la temporada del año muestran uno u otro lugar del país y su gran trabajo para tenerlo listo para que la gente vaya a turistear.

Así pues, la marca turística es muy útil para crear buenas percepciones a los turistas y a los foráneos del lugar, pero se tiene que trabajar para que cuando hagan la reacción que se busca en ellos, es decir, que vayan a conocer y turisteen, la realidad se parezca a la imagen que se les ha dado, y para conseguir eso, se tiene que trabajar la percepción y la creación de la marca para los habitantes y para conseguir , tal y cómo se ha apuntado anteriormente, despertar también el interés de los inversionistas. La marca tiene que ser 360º.

Anuncios

El poder de creer en una marca

https://i0.wp.com/www.worldwide.com.au/sites/default/files/images/brand-worldwide-online-printing.jpg

En los últimos años, las marcas tienen que ir más allá de la pura identidad visual y los tópicos, las marcas tienen que transmitir sensaciones y percepciones. Es decir, que construyan vínculos emocionales poderosos con las personas, sólo así se consigue la diferenciación y el posicionamiento que otorga una identidad particular, única y poderosa  a la marca.

Kevin Roberts, director de Saatchi & Saatchi, y creador del concepto de Lovemark, considera que la fórmula para crear una lovemark es la combinación de misterio, sensualidad e intimidad.

La sensación de desconocimiento de todo lo que tiene una marca crea  misterio, que atrae, no únicamente por sí sólo, sino que por  todos los relatos que se construyen a su alrededor, que nos hacen temer, soñar, imaginar… y los mitos que se crean provocan una fuente de inspiración para las personas.

La sensualidad, dice Roberts, es la capacidad de una marca para hacer estimular cada uno de los 5 sentidos.

Y finalmente la intimidad, que es el nivel de relación que una marca puede tener con sus clientes a partir del compromiso, la empatía y la pasión.

Hasta aquí estoy de acuerdo con Roberts, pero a  mi entender falta un elemento, la creencia.

La creencia es la capacidad de conquista y movilización de una marca. Hace que las personas aún sin verla, sin tenerla, la amen y la representen, que la sientan parte de ellos y a su vez, ellos parte de la marca. De ésta forma las marcas se vuelven intangibles y residen en nuestras vidas y las personas nos convertimos en embajadores de la marca.

Pero sólo se puede conseguir mediante la combinación de 4 elementos, los guardianes de la creencia.

El asombro crea que la gente esté en expectativa de lo nuevo. Tiene la ilusión de que se los vuelva asombrar con la creatividad y lo que hay por venir.

La esperanza es muy importante, ya que añade un plus a la creencia, al proporcionarla se mantiene la luz encendida y crea un vínculo poderosísimo con las personas que buscan en la marca soluciones a sus problemas.

La alegría aporta positivismo y diversión que al final del día nos hace sentir mejor y ser más optimistas

La confianza es el valor diferencial que crea percepciones en las personas, ya que aporta la sensación de confortabilidad, seguridad y calidad.

Comunicar con el “Why”

Golden Circle

Cuándo se crea una marca, ya sea de una empresa, de una ciudad / territorio o un producto, y queremos posicionarla de forma correcta la gran mayoría de personas le viene a la mente el ¿QUÉ? (What?) ofreceremos y el ¿CÓMO? (How?) lo haremos, lo cuál, no está mal la argumentación, pero nunca se logrará llegar del todo al público.

Walter Landor, uno de los profesionales que ha creado más identidades de marca, comentaba que “los productos se hacen en las fábricas pero las marcas se crean y viven en la mente”. Y aquí entra el concepto de FRAME o marco mental, es decir, sensaciones y percepciones que las personas tienen de una marca.

La pregunta es, ¿cómo llegamos a la mente de las personas? ¿Cómo conseguimos cautivarlos?

Simon Sinek nos da la solución. Después de años de investigación, ha creado una metodología para entender el porqué hay líderes – ya sean empresas o  personajes (y yo, le añado lugares) – que han llegado allí dónde otros no lo han hecho aún teniendo más recursos. Ha creado el “Circulo de Oro”, metodología con la cual explica la racionalidad humana y el patrón que han usados los grandes  líderes. Así pues, Sinek comenta que para comunicar realmente lo que se tiene que usar, es el ¿PORQUÉ? (Why?) lo hacemos. Contando las creencias o el ¿porqué? de la marca, es cuando realmente le estamos dando un valor, así como un diferenciador, a nuestra marca de las otras.

Cuando el público ve y entiende las creencias, las razones de ser, o hacer de la marca, las hace suyas, y cree en lo que se está haciendo y el porqué. En ése preciso momento, se vuelven creyentes, fans; éstos a su vez, y cómo consecuencia, actuarán de transmisores de nuestras (sus) creencias.

Ése es el objetivo de toda marca, que la gente sea fiel con ellos, no por sus productos sino por lo que transmiten.  Lluís Bassat comenta en su best seller “El Libro Rojo de las Marcas”,  que una marca nace cuando el consumidor adopta el producto como algo suyo y le hace un hueco en su vida.

¿Qué esperamos pues, a comunicar con el Why?